Dicen que agosto es el mes de los divorcios, pero sin duda también es el mes de toma de decisiones: cambiar o dejar el trabajo.

Aunque tan solo estamos a mediados de agosto, ya llevo semanas oyendo eso de “en septiembre quiero dar un cambio a mi vida, no quiero seguir así”. ¿Te suena?

A mí sí, estuve en esa situación hace unos años y siempre me inventaba alguna excusa para no dar el paso.

  • No va a funcionar.
  • Con el blog no voy a ganar suficiente dinero y luego quién paga la hipoteca.
  • Si tengo que volver a buscar trabajo no voy a encontrar, la cosa está difícil…

Afirmaciones que no tenían ningún tipo de base, porque las posibilidades de que funcionara eran 50%-50%… ¿por qué antes de comenzar ya era tan negativa?

Como mi cabeza no podía cambiarla porque una es así, opté por el plan B: Crear y monetizar mi blog mientras trabajaba a tiempo completo.

Cierto, suponía una presión añadida a todas las obligaciones que ya tenía, pero me aliviaba la más importante: la económica, no renunciar al trabajo fijo que me aportaba los ingresos que necesitaba para vivir.

Y sé lo que estás pensando,

  • Yo no puedo compaginarlo todo, es imposible, no me quedan horas libres.
  • Cuando llego a casa estoy derrotada, no puedo pensar en seguir trabajando.
  • Mis hijos requieren mi atención, no podría concentrarme y sufriría interrupciones.

De nuevo, EXCUSAS.

Piensa, y hablo con conocimiento de causa, que siempre encontramos tiempo para todo aquello que realmente nos motiva. Así que antes de seguir pensando NO PUEDO, piensa en cómo va a cambiar tu vida cuando lo logres.

  • Yo no es que no tenga tiempo para hacer deporte, es que no me gusta hacer deporte por lo que no encuentro tiempo para ello (aunque confieso que ahora lo estoy dando todo en Pilates).
  • No es que no tenga tiempo para leer novelas, es que prefiero leer libros sobre marketing.
  • No es que no tenga tiempo para quedar con X, es que no me aporta mucho y no me apetece verl@.

¿Ves la diferencia?

Yo tuve claro desde el primer momento cómo podía cambiar mi vida si lograba monetizar mi blog: LIBERTAD.

 

 

Monetizar mi blog de Nueva York podía aportarme la libertad que siempre había querido, poder trabajar desde cualquier parte del mundo, no tener la presión de un superior, poder hacer vacaciones cuando quisiera, marcarme mi horario de trabajo… eran tantas las cosas positivas que veía, que sabía que el esfuerzo iba a merecer la pena.

Y sí, en aquel momento trabajaba fuera de casa 12 horas frente a un ordenador (y además tenía que aprobar las asignaturas de la carrera) y como puedes imaginar, lo que menos me apetecía al llegar a casa era seguir enganchada a una pantalla, pero la motivación y el premio que me esperaba era tan significativo, que encontraba fuerzas donde no las tenía.

Así que por supuesto no te estoy animando a que dejes tu trabajo de hoy para mañana, sobre todo si no tienes un apoyo económico y tienes que hacer frente mensualmente a obligaciones, mi objetivo es que compagines tu trabajo actual con tu apuesta de futuro.

Y algo muy importante, las cosas no suceden de hoy para mañana, esto no es un boleto de lotería. Necesita cocerse a fuego lento y si quieres un cambio en tu vida a uno o dos años vista, debes empezar a trabajar ahora en ello.

Desafortunadamente recibo a diario correos de mujeres que tienen una situación complicada y que necesitan dar un cambio inmediato a su vida… y no es posible. La dieta, el deporte, aprender a tocar un instrumento… todo requiere su tiempo.

Si estás en ese momento de tu vida, puedo ayudarte y estos son los mejores consejos que tengo para ti.

 

1. ¿CÓMO PUEDE CAMBIAR TU VIDA?

Esta pregunta que parece tan sencilla y difícil de contestar, es la base de todo, ¿cuál es tu por qué?.

Es como una dieta, creo que a nadie le gusta hacer dieta, pero pensar en el resultado final es lo que te da fuerzas y ánimos para continuar en momentos de bajón. Pues es exactamente lo mismo.

Piensa en cómo puede cambiar tu vida actual, ¿menos presión laboral? ¿más tiempo libre? ¿poder decidir tu horario? ¿libertad económica? ¿satisfacción personal?

Aprovecha estas semanas que estás en la playa, en la montaña, en casa o en el bus, para pensar sobre ello.

 

2. ORGANIZA TUS HORARIOS

Como te he comentado anteriormente, rápidamente lo primero que pensamos es en “no tengo tiempo”, cuando en realidad sí lo tenemos. Concretamente tenemos 24 horas que bien organizadas, pueden dar para mucho.

Hace unas semanas escribí un post con consejos para mejorar la gestión del tiempo, y te sugiero que lo leas porque te ayudará a organizar y a priorizar tus tareas diarias.

¿No puedes rascar al menos una hora diaria? ¿Seguro? Una hora al día son siete horas a la semana que puedes invertir en tu proyecto.

Te sugiero que durante una semana anotes todo lo que haces durante el día, incluso ir al supermercado, de esta manera serás más consciente en qué inviertes el tiempo y cómo puedes organizarte mejor.

Además,

  • Habla con tu entorno y explícales lo importante que es este proyecto para ti, pídeles que necesitas su apoyo y comprensión en los momentos en los que necesites trabajar. Te avanzo que no siempre lo vas a encontrar, pero tienes que ser fuerte y seguir creyendo en ti.
  • ¿Tienes hijos? Si se levantan a las 7h, puedes anticiparte y levantarte a las 6h y aprovechar esa hora de margen para trabajar. ¿Prefieres por la noche? Cuando se vayan a dormir a las 21h (por ejemplo), tienes tiempo hasta la hora de dormir.
  • Anota qué tareas puedes simplificar, ¿puedes hacer la compra online? ¿la papelería o libros de los niños puedes comprarlos por Amazon? Lo que se te ocurra.
  • Yo aprovecho la hora de la comida y el desayuno para ponerme al día con mis fuentes de información, escuchar algún podcast… en resumen tareas que no me exigen concentración.
  • Aprovecha los trayectos en metro, bus o coche para tomar decisiones (sin perder la atención a la carretera si conduces por supuesto). Siempre se me ocurren ideas estupendas cuando estoy sola en algún transporte público.
  • Por supuesto, reduce el uso del móvil, redes sociales… en resumen, de todo aquello que te robe tiempo y no te dirija hacia tu objetivo.
  • Temporalmente, tendrás que decir en multitud de ocasiones “no puedo”, no va a ser fácil renunciar, pero puedo asegurarte que valdrá la pena. En el futuro serán los demás que te dirán “no puedo” y tú tendrás mucho tiempo para ti.
 

3. ESTABLECE OBJETIVOS TRIMESTRALES

Todo de una vez es imposible de hacer, y tenemos que ser realistas si no queremos agobiarnos y dejarlo todo por imposible.

Así que como buena fan de las listas que soy, te sugiero que anotes todas aquellas tareas que debas realizar,

Aquí van tan solo algunas ideas de tareas que tendrás que ir realizando, así que cada día o cada tres días por ejemplo, una de ellas debe quedar solucionada.

Estas son únicamente tareas de estructura, a parte es importante crear el contenido del blog, redes sociales, lista de email marketing… que nos ayude a obtener visibilidad y por supuesto visitas.

De nuevo recurro al ejemplo de las dietas, no se pueden perder 10 kilos de una semana, hay que ir de manera progresiva y aquí, también.

Por eso es importante que establezcas objetivos en el tiempo, ejemplo: los primeros 3 meses de vida del blog quiero alcanzar las 100 visitas mensuales. Y así de manera progresiva los siguientes trimestres.

Deben ser objetivos realistas y alcanzables, recuerda que si te marcas objetivos muy altos, es probable que no los consigas y te frustres, y es algo que quiero evitar.

 

Y no infravalores nada de lo que consigas a partir de ahora, cada pequeño avance es un gran logro.

Recuerda por supuesto es importante la formación, eso te evitará dar palos de ciego y te ayudara a llegar antes a tu meta sin que tengas que abandonar por el camino.

El motivo es sencillo, tendrás un plan de ruta de la A a la Z con pasos concretos que debes seguir, qué debes hacer y cómo. Se acabó realizar suposiciones, dudas, pruebas… ya sabes que la vida con un mapa, es mucho más fácil.

 

4. CUIDATE

Y en todos los sentidos.

  • Prémiate por todo aquello que consigas, por insignificante que parezca es un logro conseguido.
  • Si es posible, dedica una hora a la semana a tu bienestar, Pilates o Yoga son actividades fantásticas que te relajarán y fortalecerán. No es necesario ir a un gimnasio, también puedes hacerlo desde casa con ayuda de aplicaciones como esta o este canal.
  • Cuida tu alimentación, y sí, yo que soy adicta a la Nutella digo esto. Lo que ingerimos afecta a nuestro ánimo, cansancio… así que opta por una dieta variada y equilibrada.
  • Elimina de tu vida todo aquello que no te ayude o dirija a conseguir tu meta, ya te lo he comentado antes, durante un tiempo es necesario y te ayudará a no sentirte tan agobiada por los compromisos.
  • Duerme las horas necesarias, es la parte más importante, si no se descansa bien nos faltan energías y cuesta llegar al final del día.
  • Y algo que también hice y recomiendo, es ahorrar. Durante los dos primeros años que compaginaba el trabajo de oficina y el blog, intenté ahorrar todo lo poco que pude por si en un futuro podía hacerme falta o necesitaba invertirlo en el blog.
 

¿EN QUÉ MOMENTO DEJAR EL TRABAJO?

Es una decisión personal que solo vas a poder decidir tú pero por si puede ayudarte, te diré que yo tomé la decisión de dejar mi trabajo fijo el primer mes que obtuve ingresos suficientes para poder seguir haciendo frente a mis obligaciones mensuales.

Y los ingresos que ese primer mes obtuve en el blog no era más de lo que cobraba, para nada, pero era suficiente.

¿Entonces por qué? Para mí era muy importante la libertad, y llega cierto punto de tu vida que te das cuenta que las cosas materiales es eso, material, y que el tiempo era lo único que realmente quería, necesitaba y no podía comprar.

¿Que tenía que comprarme menos ropa? ¿Salir menos?… Podía superarlo.

También ese mes me di cuenta que no iba a haber vuelta atrás y que todo lo que sucediera a partir de ese momento, solo iba a depender de mi trabajo y perseverancia. Es decir, si quería obtener más ingresos, yo podía hacer que sucediera.

Y así fue, con el tiempo y gracias a decisiones estratégicas que tomé, los ingresos fueron aumentando.

 

Tuve claro desde el primer momento que tirar pelotas fuera solo iba a ser una excusa y que si algo quería, tenía que ir a por ello. Los límites solo los podía poner yo.

 

Ya lo has visto, conseguir monetizar tu blog no es cuestión de suerte, es trabajo y perseverancia. La suerte es la excusa de quienes no lo intentan.

Y tú, ¿estás pensando darle un giro a tu vida?

¿LISTA PARA AUMENTAR EL TRÁFICO DE TU BLOG?

Suscríbete ahora y te explicaré 7 trucos que te ayudarán a conseguirlo ¡ebook gratuíto!

16 lectores han opinado, ¿cual es la tuya?

Comments

  1. Hola Is!!

    Gracias a tu post de hoy me centraré en como ir empezando, llevo años siguiéndote y por fin voy a dar el paso para crear mi blog.

    Me gustaría hacer el curso de ocio a negocio, por que la verdad no quiero empezar pérdida, si no ir dando los pasos adecuados, sería para mi también esa formación o solo para los que ya tienen funcionando el blog?.

    Ya tienes fecha para la formación?

    Gracias de nuevo por hacernos saber que se puede trabajar en libertad, un abrazo.

    • Hola Montse, no no, el programa empieza desde la base que es desde donde la mayoría tiene errores y es lo que hace que a posteriori, no se pueda monetizar, así que no importa que no tengas blog todavía. Sobre la fecha… suscríbete a la lista de espera y en cuanto tenga fecha, te aviso en seguida.

      Un abrazo

  2. Buen trabajo, Isabel. ¿Por qué ya no públicas con la regularidad de antes? ¿La retomarás en septiembre? Un abrazo.

  3. Buenos días Isabel,

    Como siempre… has tocado la tecla indicada en el momento justo.
    Tengo que releerlo más detenidamente y tomar decisiones…
    Gracias por plasmar con tanta claridad los temas.
    Un beso.

  4. ¡Muchas gracias Isabel! Este post me ha dado muchos ánimos para poder perseverar en mis sueños. Mi blog está entre la inmensa mayoría de los que no superan el año de actividad y después de dos intentos de reactivarlo la verdad es que es muy decepcionante; he llegado a pensar que no es lo mío.

    Mi objetivo este septiembre: superar el año de actividad con posts todas las semanas.

  5. hola Isabel. Yo hace 7 años que tengo un blog que tiene poco trafico, tengo pocos seguidores. No estoy muy contenta pero no quiero dejarlo porque le tome cariño. Aca las bloggeras son muy conpetitivas, compran seguidores, y a mi me tienen como la fracasada total. Se rien de mi.
    De plata, ni un peso. Solamente consegui productos, e invitaciones a eventos, ultimimamente ya no me invitan porque otras chicas tienen mas seguidores que yo . Pero eso no siempre es suficiente. Muchas agencias no me tienen en cuenta y hasta ahora me afectaba pero descubri que no debo trabajar para ellas sino para mi. Y no quiero dejar mi blog, pero me encantaria que me redituara algo de dinero. No se , no se si la tematica que elegi no es buena. Pero lo que si se es que no puedo dedicar mucho tiempo a lo que no me da dinero. asi que es muy concreto, o sigo bien monetizando o lo cierro.
    No se que potencial tengo, como veras ando media desorientada. Leerte me anima muchisimo, aunque no encuentro el rumbo de mi blog y asi solo cosecho frustraciones.
    Un beso grande, aguardo tu punto de vista , que puedo hacer?

    • Con los datos que me das, no puedo saber a ciencia cierta dónde está el fallo porque puede estar en una sola cosa o en multiples, imagina que es un coche que se estropea… hasta que no le haces una revisión (en el caso de un blog una auditoria) es imposible saber dónde está el problema. Mi sugerencia es que te formes, de esa manera tú misma podrás ver y resolver los problemas que existan y por supuesto, monetizar el blog.

      Ánimos Estelita

  6. Buenísimo post! Tu post de hace un par de años un post de las “profesiones digitales más demandas” cambio mi vida
    Ahora mismo estoy en “modo cambio”.
    Mil gracias por ser tan inspiradora , voy a seguir tus consejos al pie de la letra

    • Qué alegría Rocío! realmente faltan profesionales, ¡hay trabajo! solo falta que se difunda el mensaje y formación. Nada me haría más feliz que quienes estáis ahí, pudierais tener más libertad de horario.

      Un abrazo

  7. Está bien, es muy interesante el mundo del blogging, pero yo no recomiendo eso de dejar de trabajar.

    Quien empieza en este mundo, debe focalizarse primero en que sería un hobbie con posibilidad de ganar dinero. Pero no debe pensarse como un trabajo, ni un sustituto al trabajo actual.

    Dijiste que sería de aquí a dos años, pues yo diría dos años mínimo, y con mucho esfuerzo. Guste o no, el mundo del blogging está repleto de empresas que se dedican a posicionar, y estudiar los nichos más rentables, por lo que si una persona, por más buena que sea en “x” nicho, lo tendrá difícil, especialmente si dicho nicho es de los más buscados, o que mejor monetizan.

    Si la persona no tiene conocimientos, ni html, ni css, ni diseño, ni seo, lo tendrá más difícil todavía.

    No quiero tirar mala onda, pero sí quiero comentar la realidad.
    Es muy lindo tu sitio sobre NYC, pero no cualquiera que empieza a escribir sobre viajes, llegará a ganar lo que tú ganas monetizando ese sitio web.

    Entonces, para quienes quieren darle un giro a su vida, mi consejo es que primero descubran o se den a la tarea de descubrir cuál es su PASIÓN. Primero deben saber eso…

    Puede que lo sepan, pero… ¿les gustaría escribir sobre eso?
    Conozco personas que saben muchísimo de “x” tema. Pero no redactan más de 10 renglones de la época de la universidad. Ni quieren volver a escribir resúmenes, ni nada de eso…

    Entonces?

    Sin lugar a dudas el mundo es complicado para todos.
    Como dice el artículo, esto no es la lotería.
    Si quieres dinero, y algo que reemplace a tu trabajo, primero descubre tu pasión, y si quieres ganar dinero mientras duermes, debes trabajar en mejorar la comunicación por escrito, para así comunicarte con tus lectores.

    Con el tiempo, trabajarás tu marca personal, y… muy lentamente, irás posicionando mejor, y podrás monetizar y disfrutar de la decisión de si dejas de trabajar o no.

    Hasta entonces, sigue trabajando.

    Saludos

    • No estoy de acuerdo en parte de lo que dices Wall.

      Mi pregunta, ¿cuántas personas conoces que han estudiado una carrera en la universidad y que no trabajan de lo que estudiaron? ¿Cuántas personas conoces que abrieron un negocio y lo cerraron porque no ganaban dinero? MUCHAS.

      Así que no hay garantía para nada ni para nadie, pero eso no es sinónimo ni de que te lo tomes como un hobbie ni de que no lo intentes. Justamente el problema está justo ahí, la mayoría no invierte ni tiempo, ni dinero y se lo toma como un hobbie, por supuesto no funciona.

      Yo provengo del mundo de los negocios, no tenía ni idea de HTML (tampoco lo tengo ahora), ni marketing, ni blogs… pero me formé (y lo sigo haciendo), tan simple como eso. Tardé 2 años en conseguir monetizar mi blog y vivir de él, y puedo asegurarte que no tengo ninguna habilidad paranormal.

      Por supuesto la pasión es importante y de ello he hablado aquí en multitud de ocasiones, es una de las piezas clave, pero no la única. Dicen que la pasión mueve montañas, pero si no tienes un plan y no sabes lo pasos que debes dar, puedo asegurarte que no funcionará.

      Tengo ejemplo de alumnas que lo han conseguido y las que están por venir, pero porque se lo han tomado en serio, como un trabajo. Si inviertes horas sueltas sí, será eso, un hobbie.

      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *